Tras el derrumbre en 2013 de la fábrica de Bangladesh donde murieron 1130 trabajadoras del sector textil que cosían la ropa para grandes cadenas occidentales, se multiplicaron el número de consumidores que sienten la necesidad de saber:

  • Quién hizo
  • En qué condiciones
  • Y dónde se cosió esa pieza que iban a adquirir.

Y por ello se celebra la Fashion Revolution Week, del 22 al 28 de abril, una semana dedicada a reivindicar la moda ética y sostenible a nivel global.

Ya no sólo es tendencia el compromiso social, es una realidad que está realizando cambios en el mercado, no sólo las pequeñas empresas se baten el cobre por un nuevo circuito de producción más coherente, ético y responsable, las grandes cadenas se están viendo obligadas a sumarse ya que, si no lo hacen, pueden llegar a verse perjudicadas.

«El consumo responsable es una actitud por parte de las personas consumidoras y usuarias que implica hacer un consumo consciente y crítico, que se demuestra, tanto a la hora de comprar un producto o contratar un servicio, como en el hogar, empleando eficientemente los recursos de los que se dispone.»

Y este hecho no sólo marca un cambio hacia un mundo más responsable, sino un hito en el que las pequeñas marcas, con apoyo en las redes sociales, han creado un cambio en el mercado y por primera vez hay un movimiento de abajo a arriba en el mercado. Toma ya!

El consumidor es cada vez más exigente, más consciente de que vivimos en un planeta que debemos cuidar, unos salarios que debemos respetar y una explotación que debemos erradicar.

Si eres de este tipo de consumidoras, bienvenida a mi marca, que peleo cada día por ofrecer un producto ético y de proximidad, hecho a mano, a pequeña escala y con mucho rhythm&love ! 🙌⁣

Los materiales que empleo son de empresas cercanas también, por lo que favorezco el comercio de proximidad y la economía local: Un ciclo de consumo ético, responsable y sostenible!!

¿Y a ti qué te parece este movimiento? Puedes dejarme tu comentario más abajo, me interesa lo que opines, mucho!

Consuming responsible with